Consejos para ganar luz natural en la cocina

Nos encanta la luz natural. Queremos que llegue a todos los rincones de nuestro hogar, aunque por desgracia eso no siempre es tan fácil. La orientación del piso y los edificios que puede haber delante dicen mucho de la cantidad de luz que recibimos a lo largo del día. Sin embargo, hay una serie de factores que sí podemos controlar para maximizar la claridad.

De todos esos factores te hablamos a continuación compartiendo consejos que te ayudarán a tener una cocina muy luminosa. ¿Los vas a poner en práctica?

Puerta corredera y de cristal

Si quieres aprovechar la luz que llega desde otras estancias de tu hogar, deberías optar por una puerta corredera de cristal, ya que de esta forma fluirá sin problemas y notarás que no solo entra luz por la ventana o las ventanas que conectan con el exterior, sino que también te beneficiarás de luz que llega de forma indirecta.

Adiós paredes

Puedes derribar algún tabique y sustituirlo por cristal. Es una solución que queda de maravilla, aunque evidentemente hay que contratar los servicios de profesionales conocedores de la materia, ya que de lo contrario corremos el riesgo de hacer una chapuza.

Cocina + terraza

Otra buena forma de ganar luz natural en la cocina pasa por conectarla con la terraza. Esto es especialmente interesante durante los meses de primavera y verano, ya que es cuando podemos disfrutar del buen tiempo. Es entonces cuando podemos organizar comidas y cenas en las que no parece haber diferencia entre la cocina y la terraza, ya que la conexión permite pasar de un punto a otro sin que se note un cambio.

El recurso del pasaplatos

Puede que los pasaplatos ya no estén tan de moda como antaño, pero lo cierto es que son un recurso fantástico para ganar luz en la cocina. ¿Por qué? Pues porque permitimos la entrada de luz desde el salón.

Muros de pavés

Los muros de pavés son otra opción a considerar. No es lo más moderno del mundo, pero a la hora de filtrar luz natural son perfectos. Están disponibles en distintos tamaños y texturas, y con ellos incluso puedes preservar la intimidad, ya que aunque pasa la luz no permiten que haya una visibilidad nítida.

Cocina + salón

Antes hablábamos de conectar la cocina y la terraza. Ahora es el turno de hablar de la pareja que pueden hacer la cocina y el salón cuando van de la mano. Lo único que tendrás que plantearte es si quieres cocinar a escasos metros de distancia del sofá y sin que haya nada de por medio, ya que en ocasiones el olor de los alimentos se puede escampar con facilidad sin que una buena campana extractora sea capaz de solucionarlo.

Tragaluces

Otra muy buena solución es la de los tragaluces. Eso sí, para recurrir a ella es inevitable tener una cocina con el techo conectado al exterior, ya que de lo contrario no te podrás nutrir de esa luz natural tan necesaria. Eso significa que es un consejo válido solo para quienes tienen una casa y no hay una planta por encimad e la cocina.

Puerta de cristal

Aunque no vayas a decantarte por una puerta corredera como hemos mencionado en el primer punto de este artículo, es muy recomendable que esa puerta como mínimo sea de cristal, ya que así la luz no se topará con ningún obstáculo de entrada.

Todos estos consejos los podrás poner en práctica cuando quieras. Está demostrado que funcionan en todo tipo de cocinas, así que no tienes excusa. Tu cocina ganará en luminosidad y no te verás en la obligación de recurrir a la luz artificial durante tantas horas.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.