El paso a paso para decorar el salón

Cuando se trata de decorar el salón, uno siempre tiene un sinfín de ideas en la cabeza, aunque por desgracia no todas se pueden llevar a cabo por una cuestión de espacio o de presupuesto.

Si quieres no tener demasiados problemas y quieres que el resultado sea espectacular, te recomiendo tomar nota de todo lo que te vamos a contar en este artículo, ya que a continuación compartimos una serie de consejos para que puedas tener un salón como el que siempre has soñado.

La distribución

Lo primero que debes plantearte es el tema de la distribución. Para ello, lo que siempre te recomendamos es que cojas un papel y un lápiz para ponerte a dibujar las distintas posibilidades que se te ocurran. Piensa en lo que haces en tu día a día y en función de ello sabrás dónde colocar los muebles y los objetos decorativos con los que vas a vestir el salón.

La compra de los muebles

Los muebles son fundamentales en cualquier salón. No puede faltar un sofá, pero tampoco un mueble para la televisión o una mesa de centro. Es por ello que debes darle todo el protagonismo que merecen, tomando bien las medidas y fijando un presupuesto realista. Después, en función del estilo decorativo que quieras para tu salón, tendrás que decantarte por unas opciones u otras. Te recomendamos invertir dinero en muebles de calidad para no tenerlos que cambiar antes de lo normal. Lo barato sale caro.

Luz natural

Otro tema que hay que considerar a la hora de decorar el salón es el de la luz natural. Con ella todo se ve mejor, y hasta un salón diminuto puede parecer más grande de lo que es por el simple hecho de estar bien iluminado. Haz todo lo posible por despejar las ventanas y decántate por tejidos vaporosos para los cortinas. Es más, plantéate la posibilidad de eliminar las cortinas si no es algo que te preocupe por temas de privacidad. Por otra parte, no dudes en comprar espejos, ya que son los encargados de multiplicar la luminosidad (y encima visten cualquier pared).

Textiles

En cualquier salón debe haber textiles. Son un complemento decorativo fantástico que te da mucho juego. Alfombras, pufs, cojines, plaids, mantas… Vas a tener multitud de opciones para que tu salón se convierta en un lugar acogedor. Acogedor y refrescante, ya que también puedes transformar tu salón dependiendo de la época del año: colores oscuros y cálidos para el otoño y el invierno, y colores claros y luminosos para la primavera y el verano.

¿Qué color para las paredes?

Esto de los colores es algo muy personal, pero siempre hay una serie de recomendaciones que es bueno tener en cuenta. La más importante de todas tiene que ver con los metros cuadrados disponibles, ya que en un salón de reducidas dimensiones no es nada recomendable utilizar colores oscuros como el marrón o el negro. Podríamos decir que están prohibidos. Todo lo contrario ocurre con el blanco y con tonos suaves como el beige.

Iluminación artificial

Es verdad que en uno de los puntos anteriores hemos destacado lo importante que es que haya luz natural y que dure el máximo número de horas posible a lo largo de cada día. Sin embargo, no es menos cierto que debemos cuidar la iluminación artificial, y para ello no hay nada como comprar una lámpara de techo que presida el salón. Será el punto de luz general, pero luego también puedes incorporar otros puntos de luz más concretos para leer, para charlar con tus amigos en un ambiente relajado, etc.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.